15 Señales de que tu marido ya no te ama

¿Qué harías si reconocieras los signos de que tu esposo ya no te quiere, sobre todo si llevan mucho tiempo juntos, tienen hijos y si pensabas que envejecerías con él?

¿Le pedirías el divorcio? Sería genial estar con la misma persona con la que estás casada hasta el día de tu muerte, pero desafortunadamente, eso no siempre es posible.

A veces sucede que terminas casada y después de un tiempo, esa relación que pensabas que era única y especial, ya no lo es tanto y empiezas a preguntarte, “¿será que me ama?”

Hay muchos factores que contribuyen a los divorcios y a la falta de amor, pero debes saber que si realmente te preocupas por alguien, no hay problema que no puedas superar. En realidad, “No rendirse fácilmente” es el mejor consejo que puedo darte con respecto a relaciones.

Conozco a muchas mujeres que son conscientes del hecho de que sus hombres ya no las aman, incluso después de años de matrimonio, pero aún así, siguen viviendo con ellos como si todo estuviera completamente bien.

Esto es solo negar la realidad, y un matrimonio como este, está condenado desde el momento en que dejó de ser una relación real. Además, hay muchos hombres que son infieles con sus esposas, pero por alguna razón, sus mujeres siguen queriendo estar con ellos.

A veces las mujeres se quedan con chicos que no las aman por sus hijos, su estado financiero, o porque se han acostumbrado a ellas. En algunos casos, los matrimonios se desmoronan debido a la mala vida sexual. 

Pero esas no son buenas razones para soportar algo que te está matando lentamente.

Señales de que mi esposo no me ama

Te presento algunas de las señales de advertencia más comunes que hicieron que estas mujeres se dieran cuenta de que sus esposos ya no las aman. Así que lee con atención:

1. No se comunica mucho contigo

Si tu marido ha dejado de comunicarse contigo y sientes que algo va mal, es una señal de que poco a poco se está desenamorando de ti.

Sé que algunas persona dirán que la falta de comunicación no significa que no te ame, pero el instinto de una mujer es algo que nunca debes subestimar, porque en el 99,99% de los casos, es correcto.

Si notas que ustedes dos se quedan callados en su casa mientras tu haces tus cosas y él hace lo suyo, es solo una señal del comienzo de los problemas en la relación.

Para salvar tu matrimonio, puedes intentar hablar con él. Al final, si no lo intentas, nunca sabrás si podrías haber hecho algo al respecto.

Si es la primera vez que esto sucede, mi sugerencia es que no te enojes mucho y le digas abiertamente que no te sientes bien en una relación sin una buena comunicación.

Como posible solución, pregúntale si está dispuesto a trabajar contigo en mejorarla. Si dice que lo intentará, deberías confiar en él y esperar, pero si no le importa lo que tengas que decir, ya sabes cuál debería ser tu próximo paso.

Sé que suena muy fácil decirte “déjalo”, pero no es fácil hacerlo. Aunque ya tengas el corazón roto y estés enfadada por la decepción, algunos sentimientos amorosos siguen presentes.

Así que por favor, si esto sucede, primero trata de mantener tu autoestima y después si quieres corta la relación. 

2. Está aburrido de ti

Es normal que en una relación a largo plazo haya momentos en los que te aburras con tu cónyuge, y solo necesitas hacer algunas actividades interesantes con él.

Pero si ves que tu marido se aburre solo cuando está contigo y no cuando está haciendo sus cosas, es una señal de que algo está terriblemente mal.

Ahí es cuando empiezas a pensar: “tal vez hay otra mujer en su vida y solo piensa en ella”; “tal vez estén buscando la manera de encontrarse lo antes posible, y todo lo que le digo lo aburre”.

O quizás hay problemas por los que está pasando, pero si no te habla y si le molestas cada vez que dices algo, no es una buena señal.

Lamentablemente, si es el caso según lo que estás leyendo, parece que a tu relación no le queda mucho tiempo. Ya que si este comportamiento continúa durante un largo período, es una mala señal de que tu marido ya no te quiere.

No deberías soportar esa actitud porque no es algo que merezcas. Si le das todo tu amor y afecto y él muestra un completo desinterés en hacerte feliz, un hombre así no es digno de estar en tu vida.

3. Él pelea contigo todo el tiempo

Si ya no puedes tener una conversación normal con él y dice que tú eres la culpable de todos los problemas entre ustedes dos, es probable que no tenga ningún problema en hacerte sentir mal.

Esto es una seria señal de alarma de que tal vez él ya no te quiere. Deberías comprobar si esto es algo que estará presente en tu vida solo por un corto tiempo o si continuará por más tiempo.

Lee también  ¡Ayuda! Mi esposo me ignora

Hagas lo que hagas, no dejes que tu felicidad se te escape de las manos. En vez de eso, intenta salvar tu relación preguntándole las razones por las que se siente así. Si todavía le importas, estará feliz de que se lo hayas preguntado, y trabajarán en ello.

En ocasiones buscar la ayuda de un consejero matrimonial es una medida que ha ayudado a muchas parejas con problemas que solo necesitaban un empujón hacia un futuro más feliz. Pero si se niega a hacer algo al respecto, entonces no siente nada por ti, y es hora de dejarlo.

Deberías saber que quedarte con un hombre así te hará sufrir más que dejarlo. Quedarte con él nunca curará tu corazón roto. Dejándolo, por otro lado, hay una oportunidad para que sanes mucho más rápido de lo que pensabas.

Pasarse peleando todo el tiempo no es amor verdadero, no lo olvides nunca. No importa cuánto lo ames, muéstrale que estarás bien por tu cuenta. Muéstrale que no lo necesitas para completarte.

4. Él no pone ningún esfuerzo en su relación

Si desde hace algún tiempo, eres la única que ha estado haciendo algún esfuerzo en su relación. O no quiere hacer nada bueno por ti, y ni siquiera quiere hablar de ello.

Esto es una señal de falta de respeto, algo que ninguna mujer debería soportar. Y es una de las señales más fuertes que apuntan a un matrimonio infeliz.

Si él no quiere tener una buena vida contigo, dile que no serás la única que va a cargar con todas las responsabilidades de la relación.

Hazle saber que esta es tu primera y única llamada de atención, y si no quiere cambiar, puede irse porque te sentirás mucho mejor sola que con un tipo tóxico al que ni siquiera le importas.

Tienes que pensar en tu propio bienestar. El punto de toda relación es tener a alguien que te cuide, te ame y haga un esfuerzo extra por ti. Pero si eso no es lo que obtienes, es mejor que lo pienses dos veces si es el hombre con el que quieres pasar el resto de tu vida.

5. Es frío e inaccesible

Cada vez que intentas llamarlo por teléfono, no está disponible. Cada vez que alguien más llama, él está ahí. ¿Qué te dice eso?

Probablemente ya no te quiere, y solo va a estar contigo solo un poco más de tiempo. Tal vez el divorcio es algo que no es bueno para su carrera o vida profesional, así que prefiere jugar a lo seguro y quedarse contigo.

O puede ser que no quiera exponerse a las críticas de su familia y amigos.

Además, si actúa con frialdad cuando está contigo, incluso si intentas hablar con él y resolver el problema, algo grave está pasando allí. Si esto continúa sucediendo durante mucho tiempo, definitivamente ya no siente nada por ti.

Y probablemente sea aún más grave de lo que pensabas. No solo ya no te quiere, sino que probablemente ya te ha superado. Y solo te está usando y no quiere hacer ningún esfuerzo por ti o por la relación.

Quizá estaba enamorado de ti antes, pero algo cambió. O por otro lado, tal vez nunca te amó realmente, pero te hizo creer que sí. Era algo que necesitaba en ese momento, pero ahora ha cambiado de opinión.

Un chico que no sabe lo que quiere no es alguien en el que debas estar mezclado.

6. Siempre está fuera

Cuando amas a alguien, querrás pasar mucho tiempo con esa persona, pero si ves que tu marido no hace esto como solía hacerlo, no dudes en preguntarle cuál es la razón.

Si tu hombre no pasa suficiente tiempo contigo o con tus hijos, esto es una gran bandera roja. Significa que prefiere pasar tiempo con sus amigos, compañeros de trabajo u otras personas que contigo, donde debería ser lo contrario.

Es una indicación de que ya no te encuentra interesante y cree que los dos no tienen ningún buen tema de conversación. Lo que puedes hacer es hablar con él abiertamente.

Dile que está bien que haya perdido el interés, pero que debería haberte informado sobre ese cambio. O dile que vivir como dos completos extraños con alguien que amas no es lo que funciona para ti y que no estás planeando jugar con sus reglas.

Si no quiere escucharte, haz las maletas y vete. No llores por la leche derramada. Sigue adelante con tu vida. Hay alguien especial esperándote ahí fuera.

7. No quiere tener intimidad

La falta de intimidad física es una de las señales más obvias de que tu marido no te quiere. Si no quiere intimar contigo, significa una de dos cosas: o bien tiene a alguien más con quien hacerlo o bien ya no te encuentra atractiva.

Cualquiera que sea la razón, la situación no es lo suficientemente buena para una relación sana. Es importante que entiendas que una mujer necesita tener intimidad fisica con el hombre que ama y que si él no le da lo que necesita, se distanciará.

Lee también  Cómo hacer una lista de los valores y las cualidades que deseas en un hombre

Esto a su vez llevará eventualmente al final de la relación. Tal vez eso es lo que estaba planeando desde el principio, pero si realmente no quiere estar contigo, debería ser lo suficientemente hombre para hacértelo saber.

Sé que cosas como esta duelen, pero si todavía lo amas, puedes tratar de ganártelo de nuevo. Pero si no reacciona muy bien a tus táctica, es hora de decir el último adiós.

Y no deberías sentir pena si eso sucede. Claro que te llevará tiempo recuperarte y seguir adelante, pero lo lograrás. No te dolerá para siempre.

8. Se irrita cuando hablas

Si lo que sea que digas, es estúpido para él. Si hablas de tu trabajo y de los grandes logros que has conseguido y él sigue pensando que es estúpido, entonces es una clara señal de que tu esposo no te respeta.

Imagina cómo se sentiría él si le hicieras lo mismo. Probablemente te dejaría en el momento en que le dijeras que es aburrido. No te mereces a alguien que te falte el respeto de esta manera.

Te mereces un hombre cariñoso y comprensivo que te apoye. Así que no dejes que te menosprecie solo para que sentirse bien. Él debe saber que la clave para una gran relación es la buena comunicación y que ustedes dos deben estar abiertos a todo.

Dile que en caso de que ya no esté enamorado de ti, puede seguir adelante y tener una gran vida, pero esta vez sin ti. No deberías ser la única que lucha por su relación, es una calle de doble sentido.

9. Sospechas que te está engañando

Hay hombres que son propensos a ser infieles, y nunca cambian. Así que, si tu chico nunca mostró interés por otras mujeres y lo hace ahora, es hora de afrontar el hecho de que ha cambiado y que ahora quiere cosas diferentes.

Si te está enviando señales contradictorias y la mayoría de ellas indican que podría estar engañándote, probablemente sea el caso. Además, si tienes pruebas que revelan su infidelidad, deberías estar preocupada.

El asunto es que las mujeres pueden sentir cuando sus hombres las engañan. Así que si piensas que algo no está bien, probablemente no lo esté. Puedes verlo por su cambio de comportamiento, su indiferencia, su falta de comunicación, y al final, su falta de amor.

Por una parte, si no quiere tener hacerlo contigo, puede ser una sutil señal de que ha encontrado el amor en otro lugar. Pero por otro lado, si más bien quiere hacerlo más que de costumbre, mostrando algunos nuevos movimientos, también es motivo de preocupación porque tuvo que haberlos aprendido en algún lugar.

Intenta llegar al fondo del asunto, y si resulta que está siendo infiel, déjalo lo antes posible. No dejes que te tome el pelo, no te lo mereces.

10. Él te da por sentado

Esta es una de las señales más obvias de que ya no te quiere. Dándote por sentado, piensa que no importa lo que haga, siempre estarás ahí y aguantarás sus actitudes.

Piensa que lo amas y que lo perdonarás por haberte descuidado todo el tiempo, mientras que él le presta toda su atención a otro tipo de cosas o personas.

Recuerda, esa no es la forma en que un hombre enamorado se comportaría frente a su pareja, así que asegúrate de hablar con él sobre el posible problema. Si sigue siendo grosero y no cambia su actitud, ya sabes lo que tienes que hacer.

No aprenderá la lección hasta que lo dejes y le muestres lo que se siente al vivir sin ti. Muéstrale que puede perderte en un segundo y que nunca será capaz de ganarte de nuevo después de cómo te ha menospreciado.

Un hombre así no merece tener una mujer como tú en su vida, así que asegúrate de hacerle saber que puedes vivir sin él. Confía en mí, tu felicidad le dolerá más de lo que crees.

Al final, solo quiero que sepas que no debes pensar que todo es culpa tuya. Estoy resaltando esto, ya que muchas mujeres creen que fueron culpables de que se acabara el amor.

11. Pide mucho espacio

Bueno, todo el mundo necesita espacio. Todos necesitan una o dos horas durante el día para ellos mismos. Tampoco tiene que ser necesariamente una actividad diaria, a veces solo sientes la necesidad de estar sólo/a por un tiempo.

Pero cuando este “tiempo a solas” se hace más frecuente de lo que solía ser, si tu esposo se va durante horas o incluso días, entonces es una señal alarmante de que está tratando de escapar de tu matrimonio.

Notarás este extraño comportamiento de inmediato, especialmente si pasaban mucho tiempo juntos antes de que empezara a actuar así.

Y además de la forma en que se comporta, también inventará algunas excusas poco convincentes, que serán obvias desde el principio.

Incluso cuando consigas pasar algún tiempo con él, estará completamente desconectado. Quiero decir, estará presente físicamente, pero emocionalmente en otro lugar.

Al final, perderás el impulso de pasar tiempo con él, porque pasar tiempo con alguien que obviamente no quiere estar a tu lado solo empeora las cosas.

Lee también  10 Razones por las que los Hombres Regresan con sus Ex

Forzarle a pasar tiempo de calidad únicamente hará que la situación incómoda entre ustedes sea aún más extraña.

Después de enfrentarte a la señal que indica la falta de amor en el matrimonio, intenta comprometer a tu marido y hacer que hable de lo que le preocupa o, si ese plan falla, déjalo para siempre y ahórrete la molestia de intentar salvar lo que no se puede salvar.

12. Te critica la mayoría del tiempo

Una cosa es cuando alguien te critica para ayudarte a ser mejor y más fuerte. Llamada crítica constructiva.  No hay nada malo o dañino en eso.

En realidad, no tendrás problemas para discernir si alguien te critica por tu propio bien o solo para hacerte daño.

Si tu marido está constantemente metido en tus asuntos sobre cosas que no puedes cambiar, como tu aspecto o tu personalidad, y te pasa insultando, entonces sus palabras “benevolentes” están realmente diseñadas para minimizarte.

Esta es una táctica común que usan los hombres que no tienen las agallas para romper la relación por su cuenta y se valen de esto para que te vayas primero. Así es como pueden culparte de todo más tarde.

13. Él mira su relación con ojos tristes

En el momento en que tu marido abandona el intento de resolver sus problemas, sabes que se acabó. Cuando ya no ve el sentido de luchar por su matrimonio, ya está muerto.

Todos los hombres son solucionadores naturales de problemas. Cuando ven un problema, se esfuerzan al máximo para encontrar la solución. Lo hacen a diario en su vida cotidiana, lo que naturalmente te incluye a ti.

Pero si llega al punto en que está enfermo y cansado, y no tiene fuerzas para luchar por tu felicidad, probablemente piense que ya no quiere hacerlo, porque… ¿qué sentido tiene?

Probablemente ya no te quiere, pero aún no lo ha admitido para sí mismo.

14. No te echa de menos

Cuando una pareja no se ve por un tiempo, la primera vez que sus ojos se encuentran al reunirse puede ir de la mano con la primera vez que se vieron y se enamoraron.

Eso es amor. Estás igualmente feliz por ver a su pareja, ya sea que hayas estado separada dos días o dos meses.

Si tu esposo actúa indiferente cuando regresan a casa después de un viaje de un par de días, entonces su relación está bajo una seria amenaza de desmoronarse.

A veces los signos son aún más evidentes de que tu marido estaba mucho más feliz cuando tú no estabas cerca. Cuando regresas a casa, él está claramente infeliz de que hayas vuelto.

Si eso no es una señal suficientemente buena de que él no la ama, no sé qué lo es.

15. Andas con cuidado a su alrededor

Tu esposo solía ser muy amable y dulce contigo, pero con el paso del tiempo, ese hermoso sentimiento se fue desvaneciendo lentamente.

Eso es definitivamente una señal de que ya no te ama. El amor no puede desaparecer con el tiempo. Solo puede crecer más fuerte o cambiar de forma; nunca puede desaparecer.

Pero volvamos a tu relación y a cómo te trata de repente de forma diferente. Tus pequeñas rarezas ya no son lindas para él.

Ahora él se opone a tu comportamiento y siempre tiene algo que decir, algún comentario negativo para decir.

Él es una bomba de tiempo, en otras palabras, no puede aguantarte más. Si tú no has cambiado, si actúas exactamente igual que al principio, entonces no es culpa tuya.

Es él quien cambió y te hace caminar sobre cáscaras de huevo para no decir accidentalmente algo malo que desencadene su ira.

Signos que mi esposo no me quiere

¿Qué hacer si las señales están presentes?

En primer lugar, es importante darse cuenta de que la gente cambia. Mientras que el hombre con el que vives puede haber sido encantador y dulce al principio de la relación, puede transformarse en una persona completamente diferente a lo largo de los años.

Solo debes saber que es mejor si descubres que tu marido no te quiere más pronto que tarde, en lugar de estar en esa relación por el resto de tu vida.

Cuando te des cuenta de que tu matrimonio no es lo que se supone que debe ser, será mucho más fácil dejarlo todo y encontrar tu felicidad en otro lugar, sin él.

Por lo tanto, para salvar tu matrimonio, habla primero con tu marido. Siéntense como dos adultos y traten de resolver las cosas de manera civilizada.

Luego, si no pueden llegar a un consenso, intenten la terapia. Tal vez necesiten a alguien que les ayude a comunicarse entre ustedes para resolver sus problemas.

Si eso tampoco funciona, entonces está decidido: vayan por caminos separados.

Pasar página es mucho mejor que sufrir el resto de tu vida. De esta manera, definitivamente encontrarás la felicidad, incluso si piensas que no lo harás.

.

Compártelo en tus redes sociales

Deja un comentario